Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Edades & Etapas

A un promedio de 25 centavos por pañal desechable de marca, es posible que gaste alrededor de $750 en 3,000 pañales durante el primer año de uso, y eso ni siquiera incluye las toallas húmedas, pomadas contra las escaldaduras y toda la demás parafernalia que se utiliza para cambiar pañales. Al ver estas cifras, pensamos que sería útil indicar varias formas en que es posible ahorrar un poco de dinero en lo que se refiere al área de pañales.

  • Comience poco a poco.Comience por comprar menos pañales. Usted querrá asegurarse de tener suficientes pañales disponibles, pero recuerde que su recién nacido crecerá muy rápido. Si al principio compra una marca más cara, recuerde que a medida de que su bebé crece (su piel se vuelve menos sensible, sus heces serán menos líquidas y su orina ya no será tan frecuente), es probable que decida experimentar con otras marcas más baratas.
  • Divida y vencerá.Calcule el costo por pañal. Esto puede sonar obvio, pero al solo dividir el costo de un paquete de pañales dentro de la cantidad de pañales que incluye, puede determinar si se trata de una buena oferta o si solo se trata de publicidad. Se dará cuenta de que los paquetes extra grandes no siempre representan un ahorro, y que la oferta de una tienda no siempre va a ser menor que el precio normal de otra tienda.
  • Recorte cupones.Si busca en los periódicos y en la web, con frecuencia podrá encontrar suficientes cupones de descuento para pañales que puede aprovechar, especialmente en las tiendas que duplican los cupones del fabricante o que ofrecen regalar un paquete adicional por la compra de un paquete.
  • Piense en grande. Cuando encuentre una oferta o tenga cupones, compre más pañales con antelación para evitarse un viaje al supermercado a media noche cuando estos se le acaben. Es probable que desee considerar tener una reserva de pañales de una talla mayor a la que su bebé está usando actualmente, para que no se vaya a quedar con una buena cantidad de pañales que ya no le quedan a su bebé.
  • Únase al club. Tome nota de los clubes de compradores frecuentes. Usted sabe que comprará pañales durante mucho tiempo, por lo que al simplemente guardar los comprobantes de compra (o “puntos de pañales”) muchas compañías le premiarán con ropa, juguetes, música y otros productos para bebés. Del mismo modo, algunas cadenas de supermercados y farmacias llevan la cuenta del dinero gastado en artículos para bebés en su tienda y hacen rebajas o regalan cupones cada vez que se llega a cierta cifra (por ejemplo, obtener un cupón de $10 cada vez que gaste $100 en artículos para bebés en esa tienda).
  • Considere sus opciones. Considere utilizar pañales de tela que puede lavar y volver a usar. Mientras que algunas personas piensan que utilizar un servicio de suministro de pañales es igual a comprar pañales desechables, si lava los pañales de tela usted mismo podrá ahorrarse la mitad de lo que gastaría si solo utilizara pañales desechables.

 

Autor
Laura A. Jana, MD, FAAP and Jennifer Shu, MD, FAAP
Última actualización
6/27/2014
Fuente
Heading Home With Your Newborn, 2nd Edition (Copyright © 2010 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.