Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Edades & Etapas

Considerando todas las destrezas motoras que su hijo de un año está dominando, es fácil pasar por alto los cambios más sutiles en su aptitud de usar sus manos, individualmente y en coordinación con sus ojos. Estos desarrollos le darán mucho más control y precisión a medida que examine los objetos e intente realizar nuevos movimientos. Además, ampliarán de gran manera su aptitud de explorar y aprender más sobre el mundo a su alrededor.

A los doce meses, todavía es un desafío para él recoger varios objetos pequeños entre su pulgar y el dedo índice, pero a mitad de su segundo año, esta tarea será simple. Observe cómo manipula pequeños objetos a su voluntad, explorando todas las maneras que pueda combinar y cambiar. Algunos de sus juegos favoritos podrían incluir:

  • Construir torres de hasta cuatro bloques, luego botarlas 
  • Cubrir y descubrir cajas u otros recipientes
  • Recoger pelotas y otros objetos en movimiento 
  • Girar perillas y cambiar páginas
  • Colocar objetos redondos en agujeros 
  • Garabatear y pintar

Estas actividades no solo le ayudarán a desarrollar destrezas manuales, sino también le enseñarán los conceptos espaciales, como “dentro”, “sobre”, “bajo” y “alrededor”. A medida que se acerca a los dos años de edad y su coordinación física mejora, podrá intentar juegos más complejos como:

  • Doblar papel (si usted le enseña a hacerlo)
  • Colocar grandes objetos cuadrados en agujeros que coinciden (lo cual es más difícil que con objetos redondos, debido a que incluye hacer que los ángulos coincidan) 
  • Apilar cinco o seis bloques 
  • Separar los juguetes y volverlos a unir 
  • Crear formas con arcilla

Para su segundo cumpleaños, su niño pequeño puede demostrar una tendencia clara a las actividades diestras o zurdas. Sin embargo, muchos niños no muestran esta preferencia durante muchos años. Otros niños son ambidiestros, pueden usar ambas manos de igual manera. Puede ser que nunca establezcan una preferencia clara. No hay motivo para presionar a su hijo menor a que use una mano o la otra o que apresure el proceso natural que lo lleva a esta preferencia.

 

Última actualización
4/2/2014
Fuente
Caring for Your Baby and Young Child: Birth to Age 5 (Copyright © 2009 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.