Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Vida Familiar

Para los niños en edad escolar, una mesada sirve para dos propósitos:

  • Una mesada motiva a los niños a asumir responsabilidades en el hogar. Estas tareas deben contribuir al bienestar de la familia (y no solo el del niño). Sí, los niños tienen que aprender a cuidarse a sí mismos (limpiar su habitación), pero también deben contribuir con la familia.
  • Una mesada introduce en los niños el valor del dinero, el ahorro, el presupuesto y la planificación. Estas son las destrezas que son importantes adquirir para la vida. Los niños en edad escolar no están preparados para a asumir la responsabilidad de la compra de artículos necesarios, desde ropa hasta artículos escolares, pero su mesada puede utilizarse para compras discrecionales. Por esa razón, debe ser solo una cantidad modesta. Sin embargo, ya que las compras discrecionales tienden a aumentar con la edad, también debe aumentar la mesada del niño.

Asegúrese de que su hijo entiende claramente el propósito de la mesada. Si lo usa como una recompensa o pago por tareas, entonces las reglas deben ser claras acerca de lo que su hijo debe hacer para ganar ese dinero, y hay que respetar el acuerdo que hagan.

Si la mesada se proporciona para gastos discrecionales y para enseñar la administración del dinero, entonces aplica un conjunto diferente de reglas. Especifique la cantidad, el propósito y las expectativas para el dinero por adelantado, y supervise el gasto para enseñar lecciones importantes respecto a la toma de decisiones.

 

Última actualización
9/3/2013
Fuente
Caring for Your School-Age Child: Ages 5 to 12 (Copyright © 2004 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.