Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Problemas de Salud

​Los niños se quejan de dolores de estómago por muchos motivos — con frecuencia para no ir a acostarse a la hora de dormir. O tal vez para evitar ir a la escuela. O tal vez "por tener los ojos más grandes que la barriga" y comer demasiado a la hora de la cena.

El dolor abdominal persistente  (a menudo llamado simplemente dolor de estómago) es común pero por lo general y por fortuna no es grave en los niños. En algunos casos, no se puede determinar ninguna causa física y el dolor se denomina dolor funcional o sin causa específica, y está posiblemente relacionado con el estrés emocional. A veces, los espasmos en el tubo digestivo pueden causar dolor. Un niño que llora puede tragar gas, lo cual puede causar malestar abdominal. Es importante tener en cuenta que el dolor puede ser real, aunque no haya ninguna causa obvia.

Otras causas del dolor de estómago incluyen las siguientes:

  • Estreñimiento, aunque rara vez es un problema en los bebés más pequeños, es más común en los niños mayores.
  • Infecciones de las vías urinarias son más comunes en las niñas de 1 a 5-años de edad que en los niños pequeños y causa malestar en la zona del abdomen y la vejiga.
  • Faringitis estreptocócica es una infección de la garganta causada por bacterias (estreptococos), con síntomas que incluyen fiebre, dolor de garganta y dolor abdominal.
  • Apendicitis no es muy común en los niños menores de 5 años; la primera señal es una queja de dolor de estómago constante en el centro del abdomen, que más tarde se mueve hacia abajo y luego hacia el lado derecho.
  • Alergia a la leche, una reacción a la proteína en la leche que produce un dolor abdominal tipo del cólico.
  • Intolerancia a la lactosa es cuando el cuerpo carece de la enzima necesaria para descomponer la lactosa en la leche y otros productos lácteos. La intolerancia a la lactosa es diferente de la alergia a la leche y es más común en los niños afroamericanos y asiáticos. Los síntomas de intolerancia a la lactosa incluyen diarrea o estreñimiento, aumento de flatulencia y dolor abdominal tipo cólico.
  • Un trastorno emocional, particularmente en niños en edad escolar, puede causar dolor abdominal recurrente que parece no tener ninguna otra causa.

Cuándo debe llamar a su pediatra:

El dolor abdominal repentino que persiste puede requerir atención inmediata, especialmente si su hijo tiene síntomas adicionales, tales como un cambio en su patrón intestinal, vómitos, fiebre con temperatura de más de 100.4 °F (28 °C), dolor de garganta o dolor de cabeza. Aun cuando no puede encontrar ninguna causa física, el sufrimiento del niño es genuino y debe recibir la atención adecuada.

Llame a su pediatra inmediatamente si su bebé es menor de 1 año y muestra signos de dolor de estómago (por ejemplo, levantó las piernas hacia el abdomen, llanto inusual); si su hijo de 4 años de edad o más joven tiene dolor de estómago recurrente; o si se despierta con dolor abdominal que no lo deja dormir.

 

Última actualización
2/25/2014
Fuente
Sleep: What Every Parent Needs to Know (Copyright © 2013 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.