Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Problemas de Salud

En su mayor parte, los problemas médicos de la niñez mejoran durante la adolescencia, pero puede que haya nuevos retos. La pubertad es difícil, incluso entre niños con un desarrollo normal. Para niños con trastornos de espectro autista (TEA), los cambios del cuerpo que ocurren con la pubertad pueden crear nuevos retos. La adolescencia es un momento cumbre para que los niños con TEA desarrollen ataques, la otra vez fue durante los años preescolares.

Del mismo modo, un niño con TEA con tics puede notar que sus tics empeoran al entrar a la adolescencia. Si su hijo ha sido extremadamente melindroso, puede que experimente dificultades para mantener las demandas de crecimiento de la adolescencia. Es importante continuar trabajando con su pediatra en estas y otras afecciones médicas dado que tratarlas ayudará a su hijo a prepararse para enfrentar los retos de la adolescencia.

La transición a un profesional del cuidado de la salud de adultos

La adolescencia también es el momento de empezar a prepararse para la transición de la atención médica de su hijo a un profesional de la salud para adultos.

Nuestra opinión

American Academy of Pediatrics (AAP) recomienda que las familias de niños con discapacidades comiencen a planificar y establecer metas a largo plazo para las necesidades futuras de cuidado de la salud de sus niños a los 12 años de edad. Un plan de transición de cuidado de la salud debe desarrollarse con profesionales del cuidado de la salud cuando el niño tenga 14 años de edad. Comenzar temprano le da tiempo para enseñar las destrezas para el autocontrol y preparar a los niños y las familias para las decisiones que deberán tomar.

Es importante planificar esta transición con el pediatra de su hijo con suficiente antelación para evitar fallas para satisfacer las necesidades del cuidado de la salud de su hijo. Muchas familias han tenido dificultades para encontrar proveedores para adultos con experiencia en el tratamiento de adultos con TEA. Su pediatra puede ayudarle en el proceso para identificar profesionales de atención primaria para adultos y especialistas que serán parte del equipo médico para adultos. Una vez que esto suceda, puede hacerse un plan para transferir información importante de la salud entre los proveedores y puede establecerse una fecha para llevar a cabo la transición.

Información adicional:

Para más información acerca de la transición del cuidado de la salud visite el sitio web de AAP National Center for Medical Home Implementation y de National Health Care Transition Center (www.gottransition.org).

 

Última actualización
5/19/2013
Fuente
Autism Spectrum Disorders: What Every Parent Needs to Know (Copyright © American Academy of Pediatrics 2012)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.