Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Noticias

En el verano los niños están más expuestos a la gasolina y a otros hidrocarburos

​La gasolina, el queroseno, el líquido para encendedores y ciertos tipos de productos para la limpieza del hogar pueden ocasionar lesiones y hasta la muerte cuando los niños los confunden con alimentos o bebidas e ingieren estos químicos.

En el estudio publicado en junio de 2013 en Pediatrisc, “Las lesiones relacionadas con hidrocarburos en los Estados Unidos: 2000-2009” (sitio web en inglés) y publicado en línea el 6 de mayo, los investigadores analizaron por más de 10 años la información de El Sistema de Datos de Intoxicación Nacional y el Sistema Electrónico Nacional de Vigilancia de Lesiones y revelaron que se hicieron 66.000 llamadas a los centros de ayuda para prevenir intoxicaciones y que más de 44.000 resultaron en visitas a las salas de urgencias por lesiones relacionadas al consumo de hidrocarburos en niños menores de 5 años.

La mayoría de las lesiones ocurrieron en los meses cálidos.  31 por ciento de las exposiciones fueron reportadas en los meses de verano comparadas con un 17 a 19 por ciento reportadas en los meses de invierno.  Las mayoría de las visitas a las salas de urgencia y las llamadas a los centro de ayuda para prevenir las intoxicaciones tenían que ver con niños varones entre 1 y 2 años de edad que habían bebido o aspirado gasolina, pero la mayoría de las llamadas no requirieron hospitalización.

Los autores del estudio concluyeron que, especialmente en la época de verano, los padres deben tener mucho cuidado cuando usan o almacenan hidrocarburos.  Estos productos deben ser mantenidos fuera del alcance de los niños, y en sus empaques originales para evitar que por accidente los niños sean expuestos a estos productos en el hogar.

 

Published
5/6/2013 12:00 AM