Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Problemas de Salud

¿Cuál es la mejor forma de tratar la diarrea?

La mayoría de los niños que tienen diarrea leve pueden continuar siguiendo una dieta normal que incluya leche de fórmula o leche. Se puede continuar con la lactancia materna. Si su bebé parece estar hinchado o tener gases después de tomar leche de vaca o leche de fórmula, llame a su pediatra para analizar la posibilidad de hacer un cambio temporario en la dieta. Por lo general, no es necesario usar líquidos especiales cuando la enfermedad es leve.

Líquidos especiales cuando la enfermedad es moderada

Los niños que tienen diarrea moderada pueden necesitar líquidos especiales. Estos líquidos, llamados soluciones electrolíticas, han sido creados para reemplazar el agua y las sales que se pierden durante la diarrea. Son muy útiles para controlar una enfermedad leve a moderada en el hogar. No intente preparar estos líquidos usted mismo. Utilice únicamente los que están disponibles en los comercios: los de marca y los genéricos son igual de efectivos. Su pediatra o farmacéutico pueden decirle qué productos se encuentran disponibles.

Si su hijo no tiene vómitos, estos líquidos pueden usarse en cantidades generosas hasta que la cantidad de orina que el niño haga sea otra vez normal.

Recordatorio: Las cosas que se deben y no se deben hacer

Se debe:

  • Estar atento a los signos de deshidratación. Estos ocurren cuando un niño pierde demasiados líquidos y el cuerpo se va secando. Los síntomas de deshidratación incluyen menor cantidad de orina, falta de lágrimas cuando el bebé llora, fiebre alta, boca seca, pérdida de peso, sed excesiva, desgano y ojos hundidos.
  • Mantener informado a su pediatra si hay algún cambio significativo en la forma en la que se comporta su hijo.
  • Informar si su hijo tiene sangre en sus deposiciones.
  • Informar si su hijo tiene fiebre alta (más de 102° F o 39° C).
  • Continuar alimentando a su hijo si no tiene vómito. Es probable que deba darle a su hijo cantidades de alimento más pequeñas de lo normal o darle alimentos que no alteren aun más su estómago.
  • Si su hijo tiene sed, usar líquidos de reemplazo para la diarrea. Estos están hechos específicamente para los casos de diarrea.

No se debe:

  • Intentar preparar combinaciones especiales de sal y líquido en el hogar, a menos que su pediatra se lo indique y usted tenga los instrumentos adecuados.
  • Evitar que el niño coma si tiene hambre.
  • Usar leche hervida ni caldos o sopas salados.
  • Usar medicamentos “antidiarrea”, a menos que estén recetados por su pediatra.

 

Última actualización
7/2/2013
Fuente
Diarrhea and Dehydration (Copyright © 1996 American Academy of Pediatrics, Updated 7/2004)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.