Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Problemas de Salud

¿Qué son los corticosteroides?

Si su hijo tiene asma o rinitis alérgica (fiebre del heno), su pediatra puede recetarle un corticosteroide, conocido también como un esteroide. Estos medicamentos son los mejores disponibles para disminuir la inflamación e irritación (inflamación) que ocurre con asma o alergia persistente.

Estos no son iguales que los esteroides anabólicos que utilizan ilegalmente algunos atletas para generar músculos.

El medicamento funciona de dos formas. Los corticosteroides sistémicos deben pasar por el cuerpo para tratar la inflamación. Los corticosteroides inhalados o intranasales van directamente al lugar de la inflamación.

En general, los corticosteroides son seguros y funcionan bien si el medicamento se toma como lo recomienda su médico. Sin embargo, al igual que con todos los medicamentos, debe conocer los posibles efectos secundarios. Hay muchos menos riesgos con los corticosteroides inhalados o intranasales que con los efectos secundarios de los corticosteroides sistémicos debido a que se administra menos medicamento. La cantidad de medicamento que se administra en un corticosteroide sistémico puede ser de 10 a 100 veces más.

Corticosteroides sistémicos

Se pueden administrar por un período breve si su hijo tiene un ataque de asma grave. En algunos casos, estos medicamentos pueden salvar vidas.

  • Forma. Su hijo puede tomar una píldora, tableta o líquido. Los medicamentos también se pueden administrar por medio de una inyección o a través de la vena (IV).
  • Los efectos secundarios pueden incluir cambios en el comportamiento, mayor apetito, acné, hongo bucal (una infección por levadura en la boca), malestar estomacal o dificultad para dormir. Todos estos desaparecen cuando se deja de tomar el medicamento. Algunos efectos secundarios más graves pueden ocurrir si este medicamento se utiliza con frecuencia o por 2 semanas o más. Estos incluyen cataratas (empañamiento del lente del ojo), aumento de peso, empeoramiento de la diabetes, adelgazamiento de los huesos, retraso en el crecimiento, capacidad reducida para combatir infecciones, úlceras estomacales y presión arterial alta.

Corticosteroides inhalados

Se pueden administrar para evitar o controlar los síntomas del asma. La inflamación adentro de los tubos bronquiales de los pulmones se considera una causa importante del asma. Corticosteroides inhalados funcionan al reducir esta inflamación. Los corticosteroides inhalados son el medicamento de largo plazo más eficaz para el control y prevención del asma. Estos pueden reducir los síntomas del asma, y es posible que su hijo no tenga que tomar tantos medicamentos diferentes. Los corticosteroides inhalados también pueden mejorar el sueño y la actividad, y prevenir los ataques de asma.

  • Forma. El medicamento se inhala a través de un inhalador.
  • Los efectos secundarios son mucho menos comunes y menos graves que los que ocurren con el uso sistémico de largo plazo. Estos pueden incluir una infección por levadura en la boca o carraspera. El riesgo se puede reducir con un espaciador o cámara de retención, lavando la boca después del uso o usar la menor dosis necesaria.

Corticosteroides intranasales

Se pueden administrar para prevenir o controlar la secreción nasal y la congestión ocasionada por las alergias. Los corticosteroides intranasales funcionan muy bien para tratar los síntomas de la alergia, y es posible que su hijo no necesite tomar tantos otros medicamentos para la alergia.

  • Forma. El medicamento se aplica en aerosol dentro de la nariz.
  • Los efectos secundarios pueden incluir irritación de la nariz, o sensación de que algo "pasa por la garganta" al mismo tiempo que se utiliza el aerosol nasal. Ocasionalmente, un niño puede sufrir de sangrado de nariz al usar el aerosol. Si esto ocurre, dejar de usar el aerosol nasal durante unos días permite que el niño pueda reiniciar el medicamento y continuar con su uso.

El crecimiento de su hijo

Estudios recientes han demostrado que los corticosteroides inhalados para el asma pueden retrasar el crecimiento en algunos niños durante el primer año de tratamiento, pero esto solo es temporal. Estos niños terminaron con su altura esperada normal al llegar a ser adultos.

Para reducir el riesgo de sufrir efectos secundarios, su pediatra recetará la menor dosis necesaria para controlar los síntomas. La altura de su hijo también se medirá regularmente durante las visitas al consultorio.

 

Última actualización
5/21/2013
Fuente
Inhaled and Intranasal Corticosteroids and Your Child (Copyright © 2006 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.