Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Seguridad y Prevención
Tamaño del texto
Facebook Twitter Google + Pinterest

10 cosas que los padres deben saber sobre la vacuna contra la influeza 2017-2018

Por: Kathleen Berchelmann, MD, FAAP

Es hora de vacunar a su familia antes de que en su hogar se sufra de fiebre y goteo nasal.

Aquí le brindamos 10 puntos que necesita saber sobre la vacuna contra la influenza (vacuna antigripal) 2017-2018:

1. La vacuna contra la influenza es esencial para los niños.

El virus de la influenza (gripe) es común e impredecible y puede causar complicaciones graves y hasta la muerte, incluso en niños sanos. La vacunación anual es la mejor manera de proteger a los niños.

Anualmente, en promedio, un 5 % al 20 % de la población en E.E. U.U. contrae la gripe o influenza y más de 200.000 personas son hospitalizadas debido a complicaciones. Por lo menos 101 niños murieron a causa de la gripe en la temporada del 2016-2017. Si usted decide no vacunar a su hijo, no sólo lo pone en peligro a él o ella, pero también a otros niños.

Aunque la influenza (gripe) se puede tratar con medicamentos antivirales, estos fármacos son menos eficaces si no se empiezan a tomar pronto (al inicio de los síntomas) y pueden ser costosos y tener efectos secundarios molestos.

La American Academy of Pediatrics (AAP) y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) recomienda con firmeza  la vacuna anual contra la influenza para todas las personas mayores de 6 meses, incluyendo a los niños y adolescentes. Además deben vacunarse todas las personas y cuidadores que tienen contacto con los niños dentro y fuera del hogar especialmente con niños con enfermedades de alto riesgo y todos los que cuidan a niños menores de 5 años de edad.

Los niños pequeños, las personas con asma, enfermedad cardíaca, diabetes, con sistemas inmunitarios debilitados, y las mujeres embarazadas corren un alto riesgo de sufrir complicaciones de la influenza (gripe), tales como la neumonía.

Cerca de la mitad de todos los estadounidenses se vacunan contra la gripe todos los años, incluyendo el 50 % de las mujeres embarazadas. Este índice necesita mejorar. ¿Pregúntele a la escuela de su niño, al centro de cuidado infantil o guardería o al entrenador de deportes: "¿cómo están promoviendo la vacuna contra la influenza para estos niños?"

2. Ahora es el tiempo para vacunarse.

Ya están empezando a llegar los envíos de las vacunas, y continuarán llegando durante el otoño y el invierno. Llame a su pediatra para preguntarle cuándo tendrá la vacuna disponible.

Los bebés y los niños hasta los 8 años de edad que reciben la vacuna contra la influenza por primera vez pueden necesitar de dos dosis de la vacuna, administradas cuatro semanas apartes entre sí. Es importante que estos niños reciban su primera dosis cuanto antes para cerciorarse de que pueden completar ambas dosis antes de que la temporada de la influenza (gripe) comience.

3. Este año la vacuna contra la influenza sólo está disponible en forma de inyección.

La vacuna inactivada contra la influenza (IIV) que se aplica a través de una inyección intramuscular está aprobada para los niños mayores de 6 meses de edad. Dependiendo de el número de cepas que contenga, está disponible en las formas trivalentes (IIV3), dos del virus A y una del B) y las cuadrivalentes (IIV4, dos del virus A y dos del B). No se recomienda la vacuna intranasal (en aerosol) contra la gripe para ninguna situación en los EE. UU.

4. No importa que forma de la vacuna se aplique.

La vacuna contra la influenza cuadrivalente para la temporada de 2017-2018 contienen las mismas tres cepas que la vacuna trivalente, más una cepa B adicional. Aunque esto puede ofrecer una mejor protección, la AAP no tiene preferencia por un tipo de vacuna contra la influenza (vacuna antigripal) sobre la otra.

Por favor, no retrase la vacunación en espera de una vacuna específica. El virus de la influenza (gripe) es impredecible. Lo más importante es que las personas se vacunen lo más pronto posible.

5. Usted no puede contraer la influenza como resultado de recibir la vacuna.

Las vacunas contra la influenza contienen el virus muerto. Pueden ocurrir síntomas leves, tales como náusea, letargo, dolor de cabeza, dolor muscular y escalofríos.

Los efectos secundarios de la vacuna contra la influenza son leves (y no son nada comparados con los de la influenza o gripe). Los efectos secundarios más comunes son dolor y sensibilidad en el lugar donde se aplicó la inyección. También puede presentarse fiebre en las 24 horas después de la inmunización en aproximadamente 10 % al 35 % de los niños menores de 2 años de edad, pero no es común en niños mayores y en los adultos. Estos síntomas generalmente son leves y se mejoran por sí solos en un par de días.

6. Si usted contrae la influenza (gripe) y está vacunado, sufrirá la forma leve de la enfermedad.

Sabemos que las vacunas contra la influenza tienen una eficacia del  60 % —sí, y a todos nos gustaría que fuera mayor. Lo bueno es que las personas vacunadas que contraen la gripe por lo general sufren una versión leve de la enfermedad, apenas un catarro (resfriado), según un estudio reciente. Las personas que no se vacunan estarán en cama con fiebre y sintiéndose muy mal y hasta pueden sufrir complicaciones.

7. Habrá suficientes vacunas para todas las personas este año.

Para la temporada del 2017-2018, los fabricantes han proyectado que producirán hasta 166 millones de dosis de la vacuna contra la influenza.

8. La vacuna contra la influenza no causa autismo.

Un grupo sólido de estudios de investigación continúa demostrando que la vacuna contra la influenza es segura y no tiene ningún nexo con el autismo.

9. La vacuna contra la influenza puede ser aplicada al mismo tiempo que otras vacunas.

La vacuna contra la influenza se puede aplicar al mismo tiempo que otras vacunas, pero en una parte diferente del cuerpo y con otra aguja. También es importante destacar que los niños de 6 meses a 8 años de edad pueden necesitar dos dosis con un mes de separación para lograr la protección completa. Estos niños deben recibir su primera dosis tan pronto como la vacuna esté disponible en su comunidad. Las vacunas del virus vivo (tales como la vacuna antigripal en aerosol, la vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubeola —MMR y la vacuna contra la varicela) pueden ser aplicadas al mismo tiempo o por lo menos con 4 semanas de intervalo.

10. Los niños con alergias al huevo pueden aplicarse la vacuna contra la influenza.

Los niños que sufren de  alergias al huevo pueden aplicarse la vacuna contra la influenza en el consultorio del pediatra general sin tener que ir a un especialista en alergias. Incluso aquellos niños con un historial de alergias al huevo severas no tienen que tratar de forma diferente el recibir la vacuna contra la influenza.

Información adicional: 

Sobre la Dra. Berchelmann:

http://www.healthychildren.org/SiteCollectionImages/berchelmann_kathleen.jpg​Kathleen Berchelmann, MD, FAAP, es pediatra en el Hospital Infantil Mercy (Mercy Children's Hospital), profesora clínica auxiliar de pediatría en la Facultad de Medicina de la Universidad de Missouri y es portavoz oficial de la American Academy of Pediatrics. Kathleen y su esposo tienen seis niños.



Última actualización
9/5/2017
Fuente
Copyright © 2016 Kathleen Berchelmann MD, FAAP
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.
Facebook Twitter Google + Pinterest