Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Vida Familiar

Si su niño necesita cirugía para arreglar una deformidad causada por un defecto de nacimiento, lesión, enfermedad o tumor, un cirujano plástico pediátrico tiene la experiencia y las calificaciones para tratarlo.

Todos los niños se enferman o se lesionan alguna vez. La mayoría de los problemas son simples y pueden ser solucionados por su pediatra. En ocasiones, sin embargo, podría necesitarse la atención especial por parte de un cirujano plástico pediátrico, quien podría lograr el mejor resultado cosmético posible. Si usted cree que su hijo necesita este tipo especial de atención, solicite una consulta con un cirujano plástico pediátrico.

¿Qué tipo de adiestramiento tienen los cirujanos plásticos pediátricos?

Los cirujanos plásticos pediátricos son doctores en medicina que han realizado:

  • Por lo menos 4 años de estudios en una escuela de medicina
  • Tres años de adiestramiento como residente en cirugía general; o haber completado adiestramiento en una residencia en cirugía general, otorrinolaringología, urología, cirugía ortopédica, neurocirugía o una residencia combinada de cirugía general y cirugía oral
  • Hasta 3 años de entrenamiento adicional en cirugía plástica
  • Adiestramiento adicional en cirugía plástica pediátrica
  • Certificación de la Junta Americana de Cirujanos Plásticos

Los cirujanos plásticos pediátricos tratan a niños desde el nacimiento hasta adultos jóvenes. Escogieron la pediatría como el foco de su práctica médica y dedican el 50% o más de su tiempo a atender niños.

¿Qué tipo de tratamiento brindan los cirujanos plásticos pediátricos?

Los cirujanos plásticos pediátricos por lo general suministran tratamiento para los siguientes casos:

  • Defectos congénitos de la cara y el cráneo (labio o paladar leporino, cráneo deforme)
  • Defectos congénitos de las orejas (orejas prominentes o ausencia de orejas)
  • Defectos congénitos del tórax y las extremidades (pechos deformes, dedos palmeados)
  • Lesiones de la cabeza, la cara, las manos, los brazos y las piernas
  • Marcas y cicatrices de nacimiento
  • Quemaduras
  • Cirugía cosmética para mejorar la imagen propia de un niño

¿Dónde puedo encontrar a un cirujano plástico pediátrico?

Los cirujanos plásticos pediátricos ejercen en hospitales infantiles, centros médicos universitarios y hospitales comunitarios grandes. Su pediatra podría recomendarle a un cirujano plástico que trabaje con niños. Su familia, amigos y compañeros de trabajo podrían recomendarle a un cirujano plástico pediátrico, pero es importante que se reúna con este doctor o doctora y revise sus credenciales. Verifique los datos con el departamento de cirugía plástica de la universidad más cercana o con la sociedad médica del condado.

Los cirujanos plásticos pediátricos: La mejor atención para los niños

Los niños no son simplemente adultos pequeños. No siempre pueden decir lo que les molesta ni responder a preguntas médicas. No siempre están en capacidad de tener paciencia y colaborar durante un examen médico. Los cirujanos plásticos pediátricos saben cómo examinar y tratar a los niños de un modo que los haga relajarse y querer cooperar. Además, los cirujanos plásticos pediátricos utilizan equipos especialmente diseñados para niños. La mayoría de consultorios de los cirujanos plásticos pediátricos están diseñados y decorados pensando en los pequeños. En las salas de examen y las salas de espera puede haber juguetes, videos y materiales de lectura para niños. Esto ayuda a crear un ambiente agradable y libre de tensión para su hijo.

Si su pediatra sugiere que lleve a su hijo donde un cirujano plástico pediátrico, puede tener la certeza de que éste tendrá la más extensa gama de tratamientos posibles, el adiestramiento más integral y la mejor destreza al tratar con niños.

Para encontrar un pediatra o un pediatra especialista en su área, haga clic aquí.

 

Última actualización
5/29/2014
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.