Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Problemas de Salud

​En algunos niños, la fiebre puede generar convulsiones. Las convulsiones febriles ocurren en un 2% a 5% de todos los niños de 6 meses a 5 años de edad. Las convulsiones, a veces llamadas "ataques", dan miedo, pero suelen ser inofensivas. Siga leyendo para obtener información de la Academia Americana de Pediatría que lo ayudará a entender las convulsiones febriles y lo que sucede si su hijo sufre una.

¿Qué es una convulsión febril?

Una convulsión febril suele suceder durante las primeras horas de un episodio de fiebre. Es posible que el niño se vea raro por unos momentos, y que luego quede rígido, tiemble y le den vuelta los ojos. Por un breve tiempo no responderá a estímulos, tendrá la respiración entrecortada y la piel tal vez se vea un poco más oscura de lo habitual. Después de la convulsión, el niño vuelve a la normalidad rápidamente. Las convulsiones suelen durar menos de 1 minuto pero, si bien no es frecuente, pueden llegar a durar hasta 15 minutos.

Rara vez ocurren convulsiones febriles más de una vez en un período de 24 horas. Otros tipos de convulsiones (las que no son provocadas por fiebre) duran más, pueden afectar sólo una parte del cuerpo y pueden ocurrir reiteradamente.

¿Qué hago si mi hijo tiene una convulsión febril?

Si su hijo tiene una convulsión febril, actúe de inmediato para evitar lesiones.

  • Póngalo en el piso o en la cama, lejos de objetos duros o filosos.
  • Gírele la cabeza hacia un costado, para que la saliva o el vómito puedan salir de la boca.
  • No le ponga nada en la boca: no se tragará la lengua.
  • Llame al médico de su hijo.
  • Si la convulsión no para luego de 5 minutos, llame al 911 o a su número local de emergencias.

¿Mi hijo tendrá más convulsiones?

Las convulsiones febriles tienden a ser hereditarias. El riesgo de tener convulsiones con otros episodios de fiebre depende de la edad de su hijo. Los niños menores de 1 año de edad en el momento de su primera convulsión tienen aproximadamente un 50% de probabilidad de tener otra convulsión febril. Los niños mayores de 1 año de edad en el momento de su primera convulsión tienen sólo un 30% de probabilidad de tener una segunda convulsión febril.

¿Mi hijo tendrá epilepsia?

Epilepsia es un término utilizado para las convulsiones múltiples y recurrentes. Las convulsiones epilépticas no son causadas por la fiebre. Los niños con antecedentes de convulsiones febriles sólo corren un riesgo ligeramente mayor de desarrollar epilepsia para cuando tengan 7 años de edad que los niños que no tuvieron convulsiones febriles.

¿Las convulsiones febriles son peligrosas?

Si bien las convulsiones febriles pueden dar mucho miedo, son inofensivas para el niño. Las convulsiones febriles no causan daño cerebral, problemas en el sistema nervioso, parálisis, discapacidad intelectual (anteriormente definida "retardo mental") ni muerte.

¿Cómo se tratan las convulsiones febriles?

Si su hijo tiene una convulsión febril, llame de inmediato al médico del niño. El médico querrá examinar al niño a fin de determinar la causa de la fiebre de su hijo. Es más importante determinar y tratar la causa de la fiebre que la convulsión. Es posible que le hagan una punción lumbar para asegurarse de que su hijo no tenga una infección grave como meningitis, en especial si el niño es menor de 1 año de edad.

En general, los médicos no recomiendan tratar una simple convulsión febril con medicamentos preventivos. No obstante, esto debe conversarlo con el médico de su hijo. En casos de convulsiones prolongadas o reiteradas, la recomendación puede que sea otra.

Los medicamentos como el acetaminofén y el ibuprofeno pueden ayudar a bajar la fiebre, pero no previenen las convulsiones febriles. El médico de su hijo hablará con usted sobre las mejores maneras de atender la fiebre del niño.

Si su hijo tiene una convulsión febril, no tema lo peor. Estos tipos de convulsiones no son peligrosas para su hijo ni causan problemas de salud a largo plazo. Si tiene alguna inquietud sobre este tema o cualquier cosa relacionada con la salud de su hijo, hable con el médico del niño.

 

Última actualización
7/31/2014
Fuente
Febrile Seizures (Copyright © 1999 American Academy of Pediatrics, Updated 1/2012)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.