Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Problemas de Salud

​MRSA (estafilococo áureo resistente a la meticilina) es la bacteria de "estafilococo" que puede ocasionar infecciones no solo en la superficie de la piel, sino también dentro del tejido blando en donde se puede formar un furúnculo o absceso. En los últimos años, MRSA se ha convertido en un problema importante de salud pública debido a que esta bacteria se ha hecho resistente a los antibióticos llamados betalactámicos, que incluyen meticilina y otros antibióticos que se recetan comúnmente (como penicilina y amoxicilina). Esta resistencia ha hecho que tratar estas infecciones sea más difícil. Mientras que alguna vez MRSA se limitaba a los hospitales y hogares de ancianos, se propagó a la comunidad en las escuelas, hogares y centros de cuidado infantil, entre otros lugares. Puede transmitirse de persona a persona a través del contacto directo, particularmente a través de cortadas y raspones.

Si su hijo tiene una herida que parece estar infectada, específicamente si luce roja, hinchada, caliente y drena pus, haga que la verifique su pediatra. Puede drenar la infección y recetarle antibióticos. Las infecciones de MRSA más serias pueden causar neumonía e infecciones en el flujo sanguíneo. Aunque las infecciones de MRSA son resistentes a algunos antibióticos, se tratan con otros medicamentos.

Para evitar que su hijo contraiga el MRSA en la escuela u otros lugares públicos, las siguientes estrategias pueden ser útiles:

  • Siga buenas prácticas de higiene. Su hijo deberá lavarse las manos frecuentemente con agua tibia y jabón o usar desinfectantes para manos con base de alcohol.
  • Utilice una bandita seca y limpia para cubrir cualquier cortada, rayón o abertura en la piel de su hijo. Estas banditas deberán cambiarse por lo menos una vez al día.
  • No permita que su hijo comparta toallas, paños húmedos u otros artículos personales (incluyendo ropa) con nadie más.
  • Con frecuencia, limpie las superficies que su hijo toca.

 

Última actualización
5/12/2014
Fuente
Caring for Your Baby and Young Child: Birth to Age 5 (Copyright © 2009 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.