Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Problemas de salud
Tamaño del texto
Facebook Twitter Google + Pinterest

El tabaco es dañino para todos

Muchos creen que las únicas personas que se hacen daño con el tabaco son los fumadores que llevan fumando mucho tiempo. El hecho es que el uso de tabaco puede hacernos daño a todos, incluyendo a los bebés que están por nacer y a las personas que no fuman. 

Si usted fuma cigarrillos, cigarros o pipas, o si masca tabaco sin humo o rapé, lo mejor que puede hacer por usted mismo y por todos los que le rodean, es dejar el hábito.

El tabaco afecta a los bebés y a los niños

Cuando los padres exponen a sus hijos al humo de tabaco, o permiten que otros lo hagan, están poniendo en peligro la salud de los niños y enviándoles el mensaje de que es no es malo fumar.

El humo de segunda mano es el humo que un fumador exhala. También es el humo que sale de la punta de cigarrillos, pipas y cigarros encendidos. Este humo contiene alrededor de 4.000 químicos diferentes, muchos de los cuales causan cáncer. Debido a la exposición al humo de segunda mano, alrededor de 3,400 no fumadores mueren de cáncer del pulmón cada año y 22.000 a 69.000 no fumadores mueren de enfermedades cardíacas cada año.

El inhalar humo de tabaco puede causar:

  • Asma
  • Infecciones respiratorias (como bronquitis y neumonía)
  • Problemas pulmonares
  • Infecciones de oído
  • Síndrome de muerte súbita del lactante o muerte de cuna, SMSL (SIDS, por sus siglas en inglés) en bebés menores de un año

La American Academy of Pediatrics (AAP) recomienda que las familias mantengan sus hogares y vehículos libres de humo en todo momento. Esta es la única forma de prevenir la exposición de los químicos tóxicos del humo de segunda mano.

El tabaco afecta a los bebés por nacer

El fumar durante el embarazo o el exponer a las mujeres embarazadas al humo de tabaco, puede hacer que un bebé por nacer tenga serios problemas de salud, tales como:

  • Aborto espontáneo
  • Parto prematuro (nacer sin estar totalmente desarrollado) 
  • Menor peso al nacer que el esperado (lo que significa posiblemente un bebé menos saludable) 
  • Síndrome de muerte súbita del lactante, SMSL
  • Problemas de aprendizaje y trastorno de déficit de atención/hiperactividad, TDAH

El tabaco afecta a los adolescentes

Todos los días miles de adolescentes fuman por primera vez antes de cumplir los 18 años. Alrededor de un tercio de ellos morirán de alguna enfermedad relacionada con el hábito de fumar. Otros adolescentes que fuman sufrir de los mismos problemas de salud que los fumadores adultos, incluyendo:

  • Adicción a la nicotina
  • Tos duradera
  • Aumento en el ritmo cardíaco
  • Problemas pulmonares
  • Aumento de la presión arterial
  • Menos vigor y resistencia
  • Mayor riesgo de cáncer del pulmón y otros cánceres
  • Más infecciones respiratorias
  • El tabaquismo también da mal aliento, amarilla los dientes y las uñas de las manos, da mal olor al cabello y a la ropa y arruga la piel.

Por estas razones, la AAP recomienda que la edad legal o la mayoría de edad para comprar productos del tabaco sea suba a los 21 años. Cuando llega a los 21 años es menos probable que empiece a fumar. Las comunidades que han subido la edad para comprar el tabaco han visto un declive en los índices de tabaquismo de los adolescentes.

El tabaco afecta a los adultos

El hábito de fumar es la causa de muerte más frecuente en los Estados Unidos.

Considere la siguiente información:

  • Cada año mueren alrededor de 438.000 personas en este país por enfermedades relacionadas con el tabaquismo
  • Según la American Cancer Society (Sociedad Americana del Cáncer), el tabaquismo mata a más personas que el alcohol, los accidentes automovilísticos, los suicidios, el SIDA, los homicidios y las drogas juntos.
  • El tabaquismo causa 87% de las muertes por cáncer del pulmón. El cáncer del pulmón es el principal tipo de cáncer entre hombres y mujeres.
  • Además del cáncer, el tabaquismo también causa afecciones cardíacas, derrames cerebrales, problemas pulmonares crónicos y muchas otras enfermedades.

¡Es hora de dejar de fumar!

Miles de personas que viven en los Estados Unidos han encontrado la forma de dejar de fumar. Usted también puede hacerlo. Las personas que dejan de fumar llevan vidas más saludables y viven más. Lucen y se sienten mejor. Ahorran dinero y son un gran ejemplo para los demás. Lo más importante es que pueden mejorar la salud de sus hijos y de otros miembros de su familia.

Información adicional:

Última actualización
4/13/2016
Fuente
Adapted from The Risks of Tobacco Use (Copyright © 2009 American Academy of Pediatrics, Updated 8/2015)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.
Facebook Twitter Google + Pinterest