Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Noticias
Tamaño del texto

Cómo hacer dormir a los bebés prematuros en la unidad de cuidados intensivos neonatales

Aproximadamente medio millón (entre el 10% y el 15%) de recién nacidos en los Estados Unidos ingresan en las unidades de cuidados intensivos neonatales (NICU) cada año para recibir atención médica especial. Muchos son bebés prematuros y con bajo peso al nacer, que tienen de 2 a 3 veces más probabilidades que los bebés de término sanos de morir de forma repentina e inesperada.

Si bien algunos bebés en la NICU deben colocarse boca abajo o de costado al principio, la American Academy of Pediatrics (AAP) recomienda que hagan la transición a una posición para dormir más segura antes de que se les dé el alta del hospital.

La AAP proporciona orientación para los profesionales de la salud en un informe clínico Transición a un entorno de sueño seguro en el hogar para los pacientes de la NICU (en inglés), así como en un informe técnico que proporciona los fundamentos y los protocolos para las unidades de cuidados intensivos neonatales. Ambos informes se publicaron en el ejemplar de julio de 2021 de la revista Pediatrics.

Comenzar a implementar prácticas para el sueño seguro antes de volver a casa

"Desde hace décadas, sabemos que lo más seguro para los bebés es dormir boca arriba, solos y sobre un colchón firme sin ropa de cama ni almohadas adicionales", dijo Michael Goodstein, MD, FAAP, autor principal de ambos informes.

"En el hospital, al principio puede ser necesario colocar a algunos bebés que están enfermos o son prematuros boca abajo o de costado por razones médicas, pero deben comenzar a dormir en una posición más segura mucho antes de irse a casa. Esto disminuye el riesgo de muerte súbita infantil y ofrece un modelo de un entorno de sueño seguro para los nuevos padres".

En los Estados Unidos, la muerte súbita e inesperada del lactante (SUID, por sus siglas en inglés), que incluye el síndrome de muerte súbita del lactante (SIDS, por sus siglas en inglés), es la principal causa de muerte entre los bebés de 1 mes a 1 año de edad. Según la investigación, en hasta el 95% de estos casos se identifican uno o más factores de riesgo ambientales.

Los estudios han demostrado que los proveedores de las unidades de cuidados intensivos neonatales no siguen de forma constante las recomendaciones de seguridad para el sueño de los bebés. Uno de los desafíos es definir prácticas de posicionamiento terapéutico para bebés que sean congruentes con la seguridad del sueño en el hogar.

Recomendaciones de la AAP:

  • La sala de cuidados intensivos de recién nacidos debe desarrollar una política de sueño seguro, con el objetivo de facilitar la transición del bebé a un ambiente de sueño seguro en el hogar congruente con las recomendaciones del Grupo de Trabajo sobre SIDS de la AAP.

  • La NICU debe usar un algoritmo para la evaluación de rutina y reiterada de cada bebé para determinar si está preparado para dormir en su casa de forma segura. Algunas prácticas de sueño seguro pueden agregarse progresivamente.

  • Todo el personal involucrado en el cuidado de los bebés de la NICU debe recibir educación y mantener sus conocimientos sobre la seguridad del sueño de los bebés.

  • Es necesario educar a las familias con respecto a las prácticas de sueño seguro.

El informe clínico también analiza el uso de posicionadores para la cama, la práctica de envolver al bebé y la termorregulación con respecto a la muerte relacionada con el sueño, así como los beneficios de la leche materna y el amamantamiento.

Dormir boca arriba y más

Los expertos han recomendado colocar a los bebés boca arriba para dormir desde 1992, y una campaña llamada "Back to Sleep" (A dormir boca arriba) en 1994 tuvo como resultado una disminución del 53 % de las tasas de SIDS en los EE.UU. en 1999.

"Ahora sabemos mucho más acerca de cómo prevenir muertes trágicas debido a la asfixia o a otras causas relacionadas con el sueño", dijo Rachel Y. Moon, MD, FAAP, presidenta del grupo de trabajo sobre el SIDS de la AAP.

"Insistimos con que deben transmitirse mensajes coherentes a las familias sobre cómo mantener seguros a los bebés mientras duermen, desde el nacimiento o, idealmente, incluso antes".

Estos informes fueron creados por el comité sobre fetos y recién nacidos, y el grupo de trabajo sobre el síndrome de muerte súbita del lactante de la AAP.

Más información


Publicado
6/21/2021 12:00 AM
Fuente
American Academy of Pediatrics (Copyright © 2021)
Síganos