Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Edades y Etapas
Tamaño del texto

Las perforaciones en el cuerpo y los posibles riesgos para la salud de los adolescentes: se explica la política de la AAP

El lóbulo de la oreja es el sitio más común para las perforaciones —pero ciertamente no es la única opción disponible. Una encuesta de Pew del 2010 reveló que cerca del 25 % de los adolescentes tienen perforaciones en el cuerpo en otras partes fuera del lóbulo de la oreja. Por ejemplo, la lengua, los labios, la nariz, las cejas, los pezones, el ombligo y los genitales también se pueden perforar. 

1 de cada 3 personas que se perforan otras partes del cuerpo fuera del lóbulo de la oreja sufre alguna complicación. 

El informe clínico de la American Academy of Pediatrics (AAP) titulado, Los tatuajes, perforaciones y escarificaciones en los adolescentes y adultos jóvenes (en inglés), exhorta a los padres y a los adolescentes a considerar los riesgos relacionados con estas prácticas y detalla las consecuencias adversas asociadas con las perforaciones en el cuerpo.

Complicaciones de las perforaciones del cuerpo:

  • Infección en el lugar de la perforación. Siempre que se rompe la barrera protectora de la piel, existe el riesgo de infecciones locales de la piel por bacteria del estafilococo o estreptococo. De todos los lugares que comúnmente se perforan, el ombligo tiende a infectarse más debido a su forma/aspecto. Las infecciones pueden con frecuencia ser tratadas con buena higiene de la piel y con medicamentos antibióticos. Con este tipo de infección, por lo general no es necesario quitarse la prenda/joya. Esto ayuda a prevenir que el hueco se cierre y promueve el drenaje del área infectada.

  • Infecciones del torrente sanguíneo. Siempre existe el peligro de este tipo de infección con las perforaciones, tales como la de los virus de la hepatitis B o C y el tétanos. Estos tipos de infecciones son comúnmente causados por contaminación del equipo que realiza las perforaciones. Es importante estar al corriente con las vacunas, especialmente las vacunas contra la hepatitis B y el tétanos antes de hacerse cualquier perforación.

  • Traumatismo​​ dental. El astillado dental (o fractura) es el problema dental más común relacionado con la perforación de la lengua. la joyería de la lengua o labios también puede causar problemas en las encías y dañar el esmalte dental y puede aflojarse y ser tragada. Los investigadores también han descubierto, en algunos casos, que el hueso de la quijada puede verse afectado y requerir de cirugía oral para conservar los dientes. La infección de la boca o labios pueda causar problemas para hablar, masticar o tragar o hinchazón que puede bloquear la garganta.

  • Reacciones alérgicas. Las alergias al níquel son muy comunes y son un posible problema grave de las perforaciones del cuerpo. Por lo tanto, se debe evitar joyería que contenga níquel. Es importante saber que algunas joyas de oro contienen níquel. Una reacción requiere con frecuencia que la pieza de joyería sea retirada. Se pueden usar cremas de esteroides para ayudar a frenar la reacción. La joyería de baja calidad también puede causar los mismos problemas del níquel. Y los adolescentes, que con frecuencia tienen bajos presupuestos, compran joyas de baja calidad.

  • Otros problemas relacionados con la joyería. La joyería debe ser siempre nueva y no haber sido usada por otras personas. También deber ser del tamaño apropiado para la parte del cuerpo que se va a perforar. Si es muy grande, puede ocasionar cicatrices grandes o daño a los tejidos. Si es demasiado pequeña, puede cortar (rasgar) la piel o se puede romper. El uso prolongado de joyería pesada también puede ocasionar deformaciones o lóbulos de la oreja alargados.

    • Las joyas en el área genital pueden ocasionar lesiones o pueden hacer que un condón se rompa o que un diafragma se desplace —aumentando el riesgo de un embarazo accidental y la exposición a infecciones transmitidas sexualmente.

    • Las joyas del ombligo pueden enredarse con la ropa o las sábanas. Esta constante irritación puede demorar su recuperación. Las perforaciones del ombligo pueden tomar casi un año para sanar por completo.

    • Los aretes o topos puntiagudos pueden ocasionar llagas por presión o irritación de la piel cuando se usan para dormir.

  • Desgarramientos/accidentes. Los cortes y desgarramientos son comunes en las orejas perforadas y pueden ocurrir después de caídas, accidentes automovilísticos, deportes de contacto, violencia entre personas o cuando se hala un pendiente de forma accidental.  Para prevenir cicatrices o deformidad permanente, los desgarramientos deben ser reparados en un plazo de 12 a 24 horas. 

  • Formación de queloides. Los queloides son tejidos de crecimiento excesivo, fibras o cicatrices que les pueden ocurrir a las personas después de sufrir un trauma menor en la piel —¡y no es cualquier cosa! Además de problemas estéticos, los pacientes con queloides pueden sufrir de picazón y sensibilidad (dolor).  Las opciones para el tratamiento de los queloides incluyen: extirpación quirúrgica, inyecciones con corticosteroides, criocirugía (congelamiento), vendajes de presión, radiación y terapia de láser. Aquellas personas propensas a las formaciones de queloides probablemente no deben hacerse perforaciones. Los adolescentes que sufren de enfermedades crónicas o aquellos que toman medicamentos diarios (por ejemplo, aquellos con diabetes mellitus o que toman corticosteroides) pueden correr mayor riesgo de sufrir complicaciones debido a las perforaciones del cuerpo y deben consultar con sus pediatras antes de hacerse cualquier perforación.  

Preguntas frecuentes sobre las perforaciones del cuerpo en los adolescentes:

¿Puede un adolescente menor de 18 años (menor de edad por ley) sin la compañía de un padre o tutor entrar a un estudio (establecimiento) de perforaciones y hacerse una perforación? 

  • Es una pregunta complicada, ya que depende del estado donde vive. Por los menos 38 estados tienen leyes que prohíben a los menores hacerse perforaciones sin el consentimiento de los padres. New Jersey y Delaware requieren un consentimiento por escrito de los padres, mientras que en Pensilvania se requiere que el padre esté presente.

Me han dicho que los pediatras pueden perforar las orejas, etc. ¿Es cierto?

  • Debido a que los estudios (establecimientos) donde se realizan las perforaciones no son regulados en muchos estados, algunos pediatras deciden realizar estas perforaciones en sus propios consultorios. Sin embargo, no todos los pediatras ofrecen este servicio y las compañías de seguros no los cubren. 

¿Qué preguntas deben hacerse a los lugares donde se realizan estas perforaciones antes de que me hijo decida hacerlo?

  • ¿La persona que realiza el procedimiento se lava las manos con jabón germicida, usa guantes quirúrgicos nuevos y utiliza instrumentos esterilizados y estos son desechados una vez que se realice el procedimiento? Aunque los aretes pueden ser esterilizados antes de su uso, la mayoría de las "pistolas" de perforación no se esterilizan entre un procedimiento y otro. Los sistemas de perforación de orejas que usan casetes o cintas esterilizadas y desechables no siempre son usados. Debe observar que el profesional que hace las perforaciones se pone guantes nuevos y desechables y utiliza equipo nuevo disponible en un contenedor esterilizado. Haga clic aquí para ver una lista de la Asociación de Perforadores Profesionales aprobados en su localidad (en inglés).  

Creo que la perforación que mi hija se hizo está infectada. ¿Cuáles son los síntomas? ¿Qué debo hacer? 

  • Enrojecimiento excesivo, sensibilidad en el lugar de la perforación, sangrado prolongado o cambio en el color de la piel en el área de la perforación, son todos señales de que la perforación puede estar infectada. Si este es el caso, o si existen otros problemas, tales como hinchazón excesiva o sangrado, llame a su pediatra. Dependiendo de los síntomas, el pediatra le puede recomendar buscar atención médica de emergencia. Consulte: ¿Es una emergencia médica o no?.

La perforación del cuerpo merece ser tratada como un tema de salud:

Estar informado acerca de las complicaciones asociadas con las perforaciones del cuerpo puede ayudar a los padres y a los adolescentes a tomar juntos las decisiones correctas. Algunas veces, ayuda discutir las razones por las cuales los adolescentes se quieren hacer estas perforaciones o cambiar su apariencia. Las conversaciones honestas y abiertas entre los padres y los adolescentes para discutir las ventajas y desventajas y las razones subyacentes para hacerse este procedimiento son de suma importancia.

Información adicional:​

Última actualización
9/18/2017
Fuente
Committee on Adolescence (Copyright © 2017 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.
Encuéntrenos