Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Noticias
Tamaño del texto

El cuidado de niños y adolescentes indígenas americanos y nativos de Alaska

Caring for the Health of American Indian and Alaska Native Children and Adolescents Caring for the Health of American Indian and Alaska Native Children and Adolescents

​Los niños y adolescentes indígenas americanos y nativos de Alaska enfrentan obstáculos importantes desde el nacimiento que derivan de traumas históricos, desigualdades en la salud, barreras socioeconómicas y racismo y, sin embargo, los soportan con el apoyo adecuado. Los pediatras que trabajan con niños pequeños se encuentran en una posición ideal para mejorar la salud en estas comunidades marginadas, mientras abogan por soluciones a largo plazo.

Ese es el mensaje de la Academia Americana de Pediatría (AAP), que lanzó su primera declaración de política sobre esta población, "El cuidado de ni​​ños y adolescentes indígenas americanos y nativos de Alaska", publicada en la edición de abril de 2021 de Pediatrics. La declaración fue escrita por médicos indígenas americanos de las tierras de Coast Salish y Pueblo. Reconocen que la declaración representa a un grupo diverso y de gran alcance de pueblos indígenas de EE. UU., y a la vez ofrece estrategias para que los pedi​​atras brinden una atención que respete la sensibilidad cultural y se centre en la familia.

"Las necesidades de los niños indígenas americanos y nativos de Alaska son extraordinarias, ya que se ven afectados de manera desproporcionada por la violencia, el consumo de sustancias, las enfermedades relacionadas con la obesidad y el estrés tóxico relacionado con las experiencias adversas en la infancia", dijo Jason F. Deen, MD, FAAP, uno de los autores de la declaración de política, escrita por el Comité de Salud de los Niños Nativos Americanos de la AAP.

Herramientas para promover el enraizamiento y el crecimiento

"Como pediatras, contamos con las herramientas necesarias para ayudar a promover el enraizamiento y el crecimiento, y para mejorar la salud de todos los niños respetando sus experiencias individuales y sus orígenes culturales. Esto es fundamental para crear comunidades más fuertes a medida que los niños crecen y crían a sus propios hijos".

La declaración de política de la AAP describe las disparidades de salud entre los niños nativos americanos e indígenas americanos, incluso entre aquellos que se identifican como lesbianas, gays, pansexuales, bisexuales, transgénero, género queer, intersexuales y "dos espíritus", un término ampliamente utilizado en las comunidades indígenas que abarca tanto a la identidad de género como a las concepciones indígenas tradicionales de la identidad.

Se anima a los pediatras a evaluar a los niños en busca de múltiples riesgos para su salud y ayudar a las familias a identificar soluciones prácticas. Los niños indígenas americanos y nativos de Alaska pueden tener un mayor riesgo de sufrir experiencias adversas en la infancia (EAI); pobreza; inseguridad alimentaria; falta de vivienda; falta de seguridad en el vecindario; encarcelamiento de padres u otros miembros de la familia; o problemas de salud mental de los padres u otros miembros de la familia.

Ganarse la confianza y ayudar a los niños a salir ​adelante

"Es importante que reconozcamos la larga historia de prejuicios y racismo que estas comunidades han experimentado", dijo Shaquita Bell, MD, FAAP, una de las autoras de la declaración. "Esto ha provocado u​​na profunda desconfianza en la atención médica y en la investigación relacionada con la atención médica. Si bien se necesitan cambios sistémicos, podemos tomar medidas inmediatas para ofrecer una atención que respete la sensibilidad cultural y se centre en la familia en nuestras clínicas y comunidades. Sabemos que los niños pueden salir delante y, con nuestra ayuda, lo hacen".

La AAP ofrece recomendaciones sobre la atención de los pacientes indígenas americanos y nativos de Alaska, así como apoyo ante entidades gubernamentales a nivel tribal, local, estatal y federal.

Las recomendaciones incluyen:

  • Asociarse con tribus y comunidades locales para establecer las prioridades de salud, comprender experiencias históricas y combinar esfuerzos que ya se encuentren en marcha, como programas de enriquecimiento y preservación cultural.

  • Brindar oportunidades para la forma​​ción adecuada del personal clínico y administrativo en prácticas de atención que respeten la sensibilidad cultural.

  • Brindar apoyo basado en evidencia para padres y niños pequeños mediante la promoción del uso de modelos de visitas domiciliarias, atención infantil de alta calidad, y programas para la primera infancia como Early Head Start, Head Start y Nurse-Family Partnership. Iniciar un programa Reach Out and Read en cualquier clínica que atienda a estas fa​​milias, e incluir libros que representen a niños y familias indígenas americanos y nativos de Alaska.

  • Evaluar a los pacientes para detectar eventos adversos en la infancia y determinantes sociales de salud, e identificar factores de protección para promover el desarrollo juvenil positivo, incluidos los esfuerzos basados en la preservación cultural.

  • Considerar la posibilidad de realizar pruebas de prediabetes y diabetes tipo 2 en niños y adolescentes que tienen sobrepeso u obesidad, según lo recomendado por la Asociación Americana de Diabetes.

  • Promover la lactancia materna en las comunidades tribales, idealmente en coordinación con entidades tribales e involucrando a miembros de la comunidad, adultos mayores y proveedores de atención médica, incluidos los paraprofesionales.

  • Incluir la salud bucal de la primera infancia como parte de la salud y el bienestar general de la niñez.

  • Crear un hogar médico que reconozca y sea sensible a la discriminación en entornos clínicos y a las generaciones de traumas no resueltos y el racismo que experimentan los niños y las familias indígenas americanos y nativos de Alaska.

"Existen muchas maneras de ayudar a los niños, ya sea ofreciendo información sobre la lactancia materna, poniendo en marcha un programa Reach Out and Read o abogando por una financiación y legislación que mejore el acceso a la alimentación de calidad, la educación y la seguridad de la vivienda", dijo el Dr. Bell.

"También podemos ser buenos oyentes, y así apoyar a las familias y comunidades que tienen tanto que enseñarnos sobre sus culturas y tradiciones. Todos los niños merecen la oportunidad de tener un comienzo saludable, de ser alimentados, amados y respetados".​​

Información adicional:

Publicado
4/22/2021 12:00 AM
Fuente
American Academy of Pediatrics (Copyright © 2021)
Síganos