Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Edades y Etapas
Tamaño del texto

Por qué su bebé recién nacido necesita una inyección de vitamina K

Por Ivan L. Hand, MD, MS, FAAP

Son muchas las cosas que suceden cuando su hijo acaba de nacer. Se lo pesa y se lo mide. Se succiona su nariz y se miden sus signos vitales. Puede que se le coloque una pomada o unas gotas en los ojos. Recibe un chequeo completo del pediatra.

La mayoría de los recién nacidos reciben su primera vacuna contra la hepatitis B en el hospital. También reciben una inyección de vitamina K de forma rutinaria.

¿Pero qué es exactamente la vitamina K? ¿Los recién nacidos realmente la necesitan? Siga leyendo para aprender más.

¿Qué hace la vitam​ina K?

La vitamina K es un nutriente liposoluble que ayuda al cuerpo a formar coágulos. Necesitamos los coágulos para dejar de sangrar. La vitamina K también es crucial para mantener los huesos sanos.

Los adultos y los niños mayores obtienen la vitamina K de los alimentos, como las verduras de hojas verdes, la carne, los lácteos y los huevos. Las bacterias saludables en nuestros intestinos, que conforman nuestro microbioma, también producen vitamina K.

Sin embargo, los bebés tienen muy poca vitamina K en sus cuerpos cuando nacen. Esto los pone en riesgo de sangrado. Afortunadamente, el sangrado por deficiencia de vitamina K (VKDB) puede prevenirse con una inyección de vitamina K. La inyección se administra en el muslo del bebé dentro de las 6 horas de nacer.

Una inyección es suficiente para proteger al bebé de tener sangrado por deficiencia de vitamina K. Es por eso que, como pediatras, hemos recomendado desde 1961 que todos los recién nacidos reciban una inyección de vitamina K al nacer.

¿Por qué nacen los​ bebés sin suficiente vitamina K?

Hay dos grandes​ razones por las que los bebés necesitan la vitamina K:

  1. No reciben mucha vitamina K de la madre durante el embarazo. A diferencia de muchos otros nutrientes, la vitamina K no pasa por la placenta con mucha facilidad.

  2. Los intestinos de los bebés todavía no tienen muchas bacterias, por lo que sus cuerpos no pueden producir suficiente vitamina K.

¿Qué es el s​angrado por deficiencia de vitamina K?

Los recién nacidos que no recibieron una inyección de vitamina K y que tienen niveles bajos de esa vitamina, corren el riesgo de tener sangrado por deficiencia de vitamina K (VKDB, por sus siglas en inglés). Esto sucede cuando la sangre del bebé no puede coagularse y el cuerpo no puede dejar de sangrar.

El sangrado puede darse fuera del cuerpo. También puede suceder dentro del cuerpo donde los padres no puedan verlo. Un bebé puede tener sangrado en los intestinos o el cerebro antes de que sus padres sepan que algo anda mal. El sangrado en el cerebro sucede en aproximadamente la mitad de los bebés que tienen VKDB y puede causar daño cerebral o la muerte.

Hay tres tipos de sangrado por deficiencia de vitamina K:

  • De inicio temprano: comienza en las primeras 24 horas después del nacimiento. Usualmente, sucede cuando la madre está tomando medicamentos determinados que interfieren con la vitamina K.

  • Clásico: sucede entre 2 días y 1 semana después del nacimiento. Los médicos no saben qué causa exactamente la mayoría de estos casos. El VKDB de inicio temprano y el VKDB clásico ocurren de 1 cada 60 a 1 cada 250 recién nacidos.

  • De inicio tardío: Sucede entre 1 semana y 6 meses después del nacimiento. Es menos común que el VKDB de inicio temprano o el VKDB clásico y ocurre de 1 cada 14,000 a 1 cada 25,000 bebés. Los bebés que no recibieron una inyección de vitamina K al nacer tienen 81 veces más probabilidades de tener VKDB de inicio tardío que los bebés que reciben la inyección.

Los casos de VKDB parecen estar aumentando. Esto se da en parte porque más padres rechazan la inyección de vitamina K para sus recién nacidos. El VKDB es bastante poco frecuente, por lo que muchos padres no son conscientes de cuán peligrosos pueden ser los efectos de esta enfermedad.

¿Las inyecciones de v​itamina K son seguras?

Sí, las inyecciones de vitamina K son muy seguras. La vitamina K de la inyección se almacena en el hígado del bebé y se libera lentamente durante meses. Esto le da al bebé la vitamina K que necesita hasta que puede empezar a obtenerla de alimentos sólidos y a producirla por sí mismo.

Puede haber escuchado acerca de un estudio de los 1990 que establecía un posible vínculo entre la inyección de la vitamina K y el desarrollo del cáncer infantil. Esto no solo preocupó a los padres, también preocupó a los médicos y científicos. Desde entonces, los expertos han realizado muchos tipos diferentes de estudios para verificar este vínculo. Ninguno de los estudios pudo encontrar ese vínculo de nuevo.

¿Puede mi recién nacido​ recibir vitamina K por vía oral en vez de la inyección?

Algunos padres pueden pedir vitamina K por vía oral en vez de la inyección. Pero los bebés no pueden absorber muy bien la vitamina K por vía oral, por lo que no actúa bien para prevenir el VKDB. Una inyección de vitamina K es la opción más segura y adecuada para todos los recién nacidos.

¿La lactancia mate​rna le da a mi bebé vitamina K?

La leche materna le da al bebé un poco de vitamina K. Pero no es suficiente para prevenir el VKDB. Los bebés que solo son amamantados tienen mayor riesgo de desarrollar VKDB porque sus niveles de vitamina K son bajos.

Todo esto cambia cuando el bebé es lo suficientemente grande para comenzar a comer alimentos sólidos, usualmente entre los 4 y los 6 meses. Las bacterias en los intestinos del bebé también comenzarán a producir vitamina K cuando comience a comer alimentos sólidos.

¿Cuáles son los signo​s del sangrado por deficiencia de vitamina K?

En la mayoría de los casos, no hay señales de advertencia que le avisen de antemano que está sucediendo algo grave y potencialmente mortal.

Cuando los bebés ​desarrollan VKDB, podrían tener uno o más de estos signos:

  • Sangrado del cordón umbilical o de la nariz

  • Piel más pálida o, en los bebés con piel oscura, encías pálidas

  • Formación de moretones con facilidad, especialmente alrededor de la cara y la cabeza

  • Heces con sangre o heces negras, oscuras o pegajosas

  • Vómitos con sangre

  • Una tonalidad amarilla en las partes blancas de los ojos 3 semanas o más después del nacimiento

  • Convulsiones, irritabilidad, vómitos excesivos o demasiado reposo

Recuerde

Prevenir el sangrado por deficiencia de vitamina K con una inyección de vitamina K al nacer es muy fácil y seguro. Si tiene alguna pregunta o preocupación, asegúrese de hablar con el pediatra. Puede ayudarle a sopesar los beneficios y los riesgos.​

Más información


Acerca de la Dr. Hand

Ivan L. Hand, MD, MS, FAAP, es director de Neonatología, Kings County/Health & Hospitals y profesor de pediatría en SUNY-Downstate School of Medicine. Fue seleccionado como el Super Médico de Nueva York en 2022 y es miembro de la Society for Pediatric Research. Dentro de la American Academy of Pediatrics (AAP), el Dr. Hand es integrante del Comité sobre fetos y recién nacidos.​


Última actualización
3/16/2022
Fuente
American Academy of Pediatrics (Copyright © 2022)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.
Síganos