Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal

Edades & Etapas

Desde la primera vez que le dio de comer, seguro puso mucha atención a lo que su hijo come. Recuerde, cuando tome decisiones alimenticias temprano en la vida de su pequeño, debe enfocarse principalmente en una buena nutrición y no en la cantidad de calorías que consume. En lugar de intentar limitar la cantidad de grasa alimenticia del plato de su hijo, enséñele hábitos de alimentación saludables y ofrézcale comidas y meriendas bien balanceadas, en vez de enfocarse específicamente en la pérdida de peso.

Entonces, ¿qué debería estar comiendo su hijo pequeño? Para la edad de 1 año, debe estar consumiendo una amplia variedad de alimentos. A medida que avanza hacia el segundo año de vida, debería estar comiendo 3 comidas al día, además de 1 a 2 meriendas, todo preparado y servido a horarios regulares. También debe evitar que su hijo se apaciente (estos significa que su hijo tenga acceso y busque comida todo el día).

Cuando planifique y prepare alimentos para su hijo pequeño, asegúrese de que reciba cantidades balanceadas de proteína, carbohidratos, vitaminas y minerales que puedan promover el crecimiento, e incluya alimentos de los cuatro grupos de alimentos principales cada día, incluyendo:

  • Carne, aves de corral, pescado, huevos
  • Productos lácteos como leche y queso
  • Cereales, arroz, papas, panes, pastas
  • Frutas y verduras

Al elegir alimentos buenos para la salud, puede establecer buenos hábitos alimenticios en su hijo que le durarán por el resto de la vida. Sin embargo, un estudio reciente determinó que aproximadamente del 65 al 70% de los niños entre 1 y 2 años comen postre, helado o dulces una vez al día, y entre el 30 al 50% beben bebidas azucaradas todos los días. En comparación, el mismo estudio indicó que menos del 10% de estos niños come una verdura verde oscuro todos los días; con más frecuencia su consumo de vegetales consiste de papas y papas fritas. Asegúrese de que usted y otros adultos en la familia se pongan de acuerdo sobre una forma de vida nutricional saludable para su hijo y toda la familia, incluyendo algo que limite la cantidad de dulces.

También puede encontrar información útil en línea en la sección MyPyramid (antes conocida como la Pirámide alimenticia) del sitio web del Departamento de Agricultura. Aún cuando eventualmente se desvíe de los lineamientos de American Academy of Pediatrics (AAP) o de las recomendaciones de MyPyramid, no se desanime. A veces, se encontrará con interrupciones inesperadas que ya no le permiten hacer un viaje al supermercado o pasar tiempo preparando comidas en la cocina. Todos podemos desviarnos de vez en cuando, así que no espere lograrlo a la perfección. Aún así, nunca pierda de vista su objetivo y manténgase en la dirección correcta. Su meta es brindarle a su hijo una dieta saludable y variada en la forma más regular posible, con opciones de cada grupo de alimentos. Un desliz ocasional, como cuando por necesidad, la familia tiene que comer de prisa, no va a estropear la buena salud de su hijo.

Y, ¿cómo debe ser el tamaño de las porciones? Deben ser apropiadas para la edad de su hijo. Para un niño pequeño, una porción debe ser aproximadamente un cuarto de la porción apropiada para un adulto. Una porción de vegetales para un niño pequeño sería de aproximadamente 1 a 2 cucharadas. Para la carne, una porción podría ser del tamaño de la palma de su mano.

 

Última actualización
11/1/2013
Fuente
A Parent's Guide to Childhood Obesity: A Road Map to Health (Copyright © 2006 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.