Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Edades y Etapas
Tamaño del texto
Facebook Twitter Google + Pinterest

Cómo ayudar a las adolescentes embarazadas a saber qué opciones tienen: explicación de la política de la AAP

Cada año, más de medio millón de estadounidenses adolescentes o preadolescentes quedan embarazadas. Para ayudarlas a examinar las emociones por las que atraviesan y las decisiones cruciales en su vida que deben tomar, las adolescentes embarazadas necesitan información concreta y orientación y apoyo sin que las juzguen.

Para las niñas que se enfrenten a las dificultades de un embarazo, los pediatras y los padres pueden ser una fuente de conocimiento, recursos y apoyo.

En su declaración de políticas "Opciones para el asesoramiento de la paciente adolescente embarazada" (en inglés), la American Academy of Pediatrics (AAP) explica cómo ayudar a las adolescentes a obtener atención médica oportuna y básica e información precisa sobre todas las opciones que tienen respetando las perspectivas personales, espirituales y culturales de todos. Estas opciones suelen incluir tener y criar al bebé, hacer planes para que lo críen familiares o una familia adoptiva o interrumpir el embarazo.

Cuando las niñas tienen hijos...

La mayoría de las adolescentes que quedan embarazadas deciden continuar el embarazo. Es importante vincularlas con atención prenatal temprana y fomentar un estilo de vida saludable: alimentación equilibrada, ejercicio diario y mantenerse alejada del tabaco, el alcohol y las drogas.

Si la adolescente decide tener y criar al bebé, es probable que necesite ayuda para identificar un sistema de apoyo sólido. Las adolescentes y chicas jóvenes que tienen bebés sin duda pueden alcanzar los objetivos personales que tengan en su vida y criar a hijos felices y sanos, pero a menudo implicará una mayor dedicación.

Datos acerca de los padres adolescentes:

  • Menos del 40 % de las adolescentes que tienen un hijo antes de los 18 años obtienen su diploma de preparatoria a los 22 años.

  • Cerca de 2/3 de las madres adolescentes reciben asistencia pública y sus probabilidades de vivir en la pobreza aumentan a medida que ingresan a la vida adulta. La mayoría de las madres adolescentes no reciben pensión alimenticia del padre de sus hijos.

  • Los estigmas de ser madre adolescente pueden perdurar a través de las generaciones. Los hijos de madres adolescentes tienen más probabilidades de bajo rendimiento escolar, repetir un grado o dejar la escuela. Las hijas de madres adolescentes tienen más probabilidades de repetir la historia y convertirse ellas mismas en madres adolescentes.

Cuidadores familiares

En los arreglos de cuidado familiar (niños cuidados por familiares o parientes), que se han vuelto cada vez más habituales en los últimos años, un abuelo, una abuela u otro familiar hace el papel de padre o madre del bebé. Esto puede ocurrir a través de un arreglo informal y particular o a través de los sistemas de bienestar infantil, que varían en cada estado.

Los arreglos para cuidado familiar dan a la adolescente una oportunidad de estar involucrada en la crianza de su hijo y la posibilidad de asumir las responsabilidades de la maternidad en el futuro. Además, cada vez hay más evidencia que sugiere que a los bebés criados en arreglos de cuidado familiar les va mucho mejor que a los que están bajo el cuidado de padres de crianza temporal no emparentados. No obstante, los arreglos de cuidado familiar enfrentan sus propias dificultades.

Si está considerando la posibilidad de criar a su nieto, tenga en cuenta lo siguiente:

  • La mayoría de los niños que viven con familiares lo hacen por arreglos informales. Esto genera un problema si los familiares no tienen la autoridad para dar consentimiento legal para la atención médica necesaria, incluyendo vacunas y otros servicios médicos que no sean de emergencia. Su pediatra podría vincularlo con recursos legales comunitarios para ayudarlo a tomar las medidas necesarias para obtener autoridad legal para ayudar a los niños a recibir la atención médica necesaria para mantenerse saludables.

  • Los familiares mayores que no hayan criado bebés durante varios años podrían no tener conocimiento de los cambios en medidas de seguridad relacionados con el sueño, los asientos de seguridad para automóviles y la prevención de lesiones.

  • Criar bebés de nuevo puede ser una experiencia sumamente agradable y revitalizante. No obstante, es buena idea que los cuidadores mayores tengan un plan implementado en cuanto a la tutoría por si sufrieran algún quebranto de salud.

Adopción

La adopción es otra opción para las adolescentes que quieren tener a su bebé, pero no se sienten listas o capaces para convertirse en madres. En la actualidad en EE. UU. hay más de 2 millones de parejas esperando para adoptar, amar y cuidar a un bebé, lo que significa que hay tres docenas de parejas en lista de espera por cada niño dado en adopción.

La decisión de entregar un bebé a una familia adoptiva es legal y vinculante. No obstante, la mayoría de los estados permiten a la madre biológica cambiar de opinión en un lapso de tiempo que puede ser desde unos días hasta varios meses después del nacimiento del niño. Se puede encontrar información sobre las leyes de adopción en Child Welfare Information Gateway (en inglés), que es un servicio de la Agencia Infantil del Departamento de Salud y Servicios Sociales de los Estados Unidos.

Si su hija adolescente está pensando en dar a su bebé en adopción, estas son algunas cosas básicas para tener en cuenta:

El proceso de adopción puede llevarse a cabo a través de canales públicos o privados y ser cerrado o abierto.   

  • En las adopciones públicas, una agencia dirigida o contratada por el estado se encarga de entregar al niño en adopción a una familia.

  • En las adopciones privadas o independientes, los padres biológicos pueden trabajar con un abogado, un médico, un miembro del clero o un facilitador licenciado o sin licencia.

  • En las adopciones cerradas, se mantienen en secreto los nombres de los padres biológicos y los padres adoptivos.

  • En las adopciones abiertas, la madre biológica puede elegir a los padres adoptivos, reunirse con ellos e incluso mantener una relación constante. Las investigaciones muestran que las adopciones abiertas pueden reducir los sentimientos tales como pena o culpa que pueden sentir algunos padres biológicos al planificar la adopción de su hijo.

Aborto

Debido a que algunas adolescentes embarazadas considerarán el aborto, la AAP cree que se les debe ofrecer información precisa sin juzgarlas. La AAP respeta la diversidad de creencias sobre el aborto y sugiere a las adolescentes que piensan abortar que hablen con sus padres o con un adulto de confianza antes de tomar una decisión tan importante.

Las adolescentes que están dispuestas a involucrar a sus padres en su decisión de abortar, como ocurre en la mayoría de los casos, por lo general se benefician de la experiencia, la sabiduría y el apoyo tanto emocional como económico de los adultos. Existen leyes de notificación a los padres, que varían de un estado a otro. Consulte Derecho a la privacidad para los adolescentes que piensan abortar: explicación de la política de la AAP para obtener más información.

Si su hija adolescente está pensando en abortar:

  • Hable con su pediatra sobre las leyes locales que afectan las opciones de interrupción del embarazo y dónde encontrar profesionales capacitados y licenciados. Los abortos médicos y quirúrgicos son seguros cuando los llevan a cabo médicos licenciados y con experiencia.

  • Los costos que haya que pagar del propio bolsillo por los servicios de aborto pueden ser una barrera para las adolescentes embarazadas y sus familias.  La falta de dinero puede causar retrasos, lo que puede a su vez llevar a procedimientos más complicados en embarazos más avanzados. Es posible que haya fuentes de ayuda económica disponibles en su comunidad o estado.

  • Sea precavido antes de hablar con un "centro de crisis en casos de embarazo". Muchos de estos lugares tienen un objetivo y tal vez no ofrezcan asesoramiento preciso y sin juicios de valor. Para obtener la información más precisa lo ideal es hablar con su pediatra o alguien recomendado por su proveedor de atención médica. 

Recuerde que las adolescentes embarazadas necesitan tener acceso a todas las opciones que estén disponibles, sin ser juzgadas.

Descubrir que está embarazada es algo sumamente delicado y emotivo para la adolescente, su familia y su pareja sexual. Cualquiera sea su decisión (convertirse en madre, dar a su bebé en adopción, planear cuidados familiares o hacerse un aborto), probablemente tenga consecuencias que cambiarán su vida. Crear un entorno de aceptación para una adolescente embarazada le permite sentirse segura para explorar sus sentimientos respecto al embarazo y a su futuro.

Información adicional

Última actualización
4/2/2018
Fuente
Committee on Adolescence (Copyright © 2017 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.
Facebook Twitter Google + Pinterest