Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Edades y Etapas
Tamaño del texto

Cuando su hijo tiene una emergencia médica en la escuela

Por Rani S. Gereige, MD, MPH, FAAP y Toni Gross, MD, FAAP

Los niños pasan gran parte de su día en la escuela. Por eso, es importante asegurarse de que la escuela de su hijo esté preparada para afrontar emergencias. Las lesiones pueden ocurrir dentro o fuera del salón de clases. Muchos niños también tienen afecciones médicas que pueden manifestarse y requerir atención urgente.

Usted y el pediatra de su hijo pueden trabajar juntos a fin de prepararse para estas situaciones. Es conveniente conocer los planes de respuesta médica en la escuela de su hijo. Luego, proporcione a la escuela la mayor cantidad de información posible para ayudar a su hijo en una emergencia.

Atención de afecciones médicas crónicas y lesiones en la escuela

Aproximadamente 1 de cada 5 niños en los Estados Unidos tiene una necesidad de salud especial o una afección médica crónica que requiere medicamentos continuos. Entre los ejemplos se incluyen asma, convulsiones, diabetes, alergias y afecciones de salud mental y conductual. Las afecciones médicas crónicas, incluso cuando están controladas, a veces tienen brotes de síntomas que pueden derivar en una emergencia médica en la escuela.

Además, entre el 10% y el 25% de las lesiones en la infancia se producen mientras los niños están en la escuela. No todas las escuelas cuentan con un profesional de la salud o un enfermero autorizados (en inglés) en el lugar. Por eso, los padres de niños con afecciones médicas crónicas, en particular, deben saber si la escuela de su hijo puede administrar medicamentos y tratar emergencias médicas y lesiones si es necesario.

Cuando considere inscribir a su hijo en una escuela, hágase estas preguntas:

  • ¿Cuenta la escuela con personal médico capacitado o autorizado, como por ejemplo un enfermero escolar en el lugar? ¿De tiempo completo o medio tiempo?

  • ¿El personal escolar tiene las competencias y las capacidades para seguir el plan de acción de la enfermedad de su hijo? ¿Puede administrarle el medicamento que necesita su hijo y seguir el plan de acción de emergencia que indicó el pediatra de su hijo?

  • ¿La escuela está equipada o tiene un proceso o políticas para abordar emergencias médicas con los servicios médicos de emergencia (emergency medical services, EMS) locales? ¿El personal escolar recibe capacitación de rutina para estas situaciones?

Tenga un plan de acción

Trabaje con el pediatra de su hijo para asegurarse de que todos los planes de acción específicos de la enfermedad, incluidas las indicaciones para administrar medicamentos en la escuela, se lleven a cabo de manera adecuada. El pediatra de su hijo puede ayudarle a comunicarse con el personal escolar y abogar por su hijo. Esto incluye la preparación de la escuela para emergencias específicas de enfermedades. Juntos, pueden asegurarse de que se cubran las necesidades médicas de su hijo en la escuela.

El pediatra de su hijo puede acceder a formularios estandarizados sobre información de salud para emergencias y ayudarle a completarlos para la escuela. La información podría incluir su información de contacto, información de contacto del proveedor de atención médica, medicamentos, alergias, restricciones alimentarias, cualquier plan de tratamiento de emergencia para determinadas afecciones (tales como asma o convulsiones, alergias graves), niveles de actividad recomendados e información sobre equipos de salud.

Después de una emergencia médica en la escuela

Si ocurre una emergencia en la escuela, el pediatra de su hijo puede hacer un seguimiento con la escuela para el informe de lo que sucedió y las medidas adoptadas. Además, asegúrese de hacer un seguimiento con su pediatra para garantizar el regreso seguro de su hijo al salón de clases y proporcione las instrucciones necesarias a la escuela, incluidos los cambios en el plan de acción o los medicamentos.

Recuerde

Si su hijo tiene afecciones o necesidades especiales, trabaje con el pediatra de su hijo para asegurarse de que estas necesidades y recomendaciones se comuniquen a la escuela de su hijo. Un equipo sólido compuesto por la familia, el pediatra y la escuela es la mejor preparación para las emergencias médicas que ocurren en la escuela.

Más información

Acerca de los autores

Rani S. Gereige, MD, MPH, FAAP es miembro del Consejo de Salud Escolar de la AAP y presidente del Comité de Educación Médica Continua de la AAP. Es un pediatra general que se desempeña como Director de Educación Médica y Oficial Institucional Designado en el Nicklaus Children's Hospital en Miami, Florida.

Toni K. Gross, MD, MPH, FAAP es un exmiembro del Comité de Medicina de Emergencia Pediátrica de la AAP que practica la medicina de emergencia pediátrica y la medicina EMS en Nueva Orleans, Luisiana, y se desempeña como Jefe de Medicina de Emergencia en el Children's Hospital New Orleans.

Última actualización
7/26/2022
Fuente
American Academy of Pediatrics Council on School Health (Copyright © 2022)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.
Síganos